Una crítica negativa nos puede doler, pero si es constructiva y se ha realizado con la intención de hacernos mejorar, eso mismo es lo que hará: construir.

Las críticas destructivas, sin embargo, son las que algunos ejercen solo para hacer daño, a base de insultos y pasando por alto cualquier norma de educación. Vivimos en la era de la libertad de expresión y parece que eso da derecho a algunos a saltarse el respeto hacia los demás.

A estas últimas, a las hechas con mala intención, nos enfrentamos todos tarde o temprano, especialmente si tenemos perfiles en las redes sociales. Hoy queremos analizar esta situación y darte algunos consejos para afrontarlas mejor. ¡Ojalá con nuestra ayuda la vivas con un poquito menos de angustia y evites caer en la desmotivación!

No hay nada más apasionante para un actor que dejarse llevar por la espontaneidad de una buena improvisación. Y es que podríamos entender la improvisación como la creación en estado puro, el ágil descubrimiento de nuevos recursos para el actor, el disfrute del “aquí y ahora”… ¡y tantas otras cosas!

Sin embargo, fluir en una improvisación no significa hacer y decir lo que a uno le viene en gana sin ningún criterio. Es importante saber que un buen improvisador ha de entrenar continuamente, ya que se exige una gran agilidad mental y física, y debe asimilar una serie de reglas que ayudan a que una improvisación se convierta en un gran espectáculo… ¡te decimos cuales son!

La improvisación genera múltiples ventajas para nosotros los actores, aunque muchas veces no las sepamos ver.
Nuestro éxito profesional se deberá en gran medida al papel que juega la impro en nuestras vidas, así que merece la pena invertir tiempo y dinero en estudiar sus técnicas.

La Risoterapia es una forma de aprender a ver las cosas desde el lado positivo para poder sacar el mayor fruto a la vida y al trabajo, además de una manera sencilla de mejorar la salud, a través de emociones placenteras.

Hace más de 4000 años, en el Antiguo Imperio Chino, existían unos templos donde las personas se reunían para reírse, con el fin de encontrar un equilibrio para la salud. En culturas antiguas de tipo tribal, existía la figura del “doctor payaso”, un hechicero vestido y maquillado, que aplicaba terapias de la risa para curar guerreros enfermos.

Konstantín Stanislavski, actor y director ruso, fue el primero en articular de forma sistemática un método de actuación realista. Este movimiento teatral al igual que cualquier otro, surge como consecuencia o reacción a movimientos anteriores como es el caso de los estilos romántico, melodramático, larmoyante, o el propio clásico que se identifican más con una actuación artificiosa sostenida por un estudiado uso de la voz y de la gestualidad pero que no tenían nada que ver con la forma como los seres humanos se comportan socialmente.

Antonin Artaud fue un poeta, dramaturgo y actor francés, creador del estilo del teatro de la crueldad, fuente teórica más importante del Teatro del absurdo.

Su infancia estuvo marcada por problemas en el comportamiento que motivaron su reclusión en sanatorios mentales en diversas ocasiones. En 1905 falleció su hermana, hecho que le afectó profundamente, haciéndolo recaer en crisis depresivas por varios años.

Información de Contacto